TAMAÑO DE LA LETRA 
Maximizar Fuente Minimizar Fuente
SBC Forum
El comercio de metal, abocado a la huelga
POR RRHH Digital, 16:00 - 28 de Mayo del 2013

RRHH Digital Si no lo remediamos, es decir, si los trabajadores y las organizaciones sindicales que les representamos en las mesas negociadoras no conseguimos desbloquear los 18 convenios sectoriales pendientes de acuerdo y firma, el próximo 8 de julio más de 24.000 trabajadores quedarán, en lo que a sus condiciones laborales y salariales se refiere, a la voluntad de sus empresarios, con la única garantía del Estatuto de los Trabajadores o, mejor, de lo que ha quedado de él tras el brutal recorte de derechos y garantías perpetrado por la última reforma laboral del PP y UPN.

Entre esos miles de trabajadores, se encuentran los 2.500 dependientes del convenio de comercio de metal, cuyo periodo de vigencia finalizó el 31 de diciembre de 2008. En los cuatro años transcurridos, los trabajadores de nuestro sector hemos sufrido de hecho una congelación salarial, que supone la pérdida de 9,1 puntos de poder adquisitivo, que es lo que han subido los precios oficialmente en este periodo, aunque hemos conseguido mantener los derechos adquiridos a través de años de negociación colectiva y plasmados en el convenio, gracias a que todavía estaban protegidos por la llamada ultraactividad, que hasta ahora, garantizaba dichos derechos hasta la firma de un nuevo convenio.

Pero como los trabajadores debíamos estar sobrados de derechos y los empresarios abrumados por cargas y obligaciones, la reforma laboral ha venido a dar la vuelta al Derecho del Trabajo como si se tratara de un calcetín usado y ha limitado esta prórroga de los derechos recogidos por el convenio, de forma que, si el próximo 8 de julio, no hemos firmado un nuevo convenio, los empresarios podrían aplicarnos el Estatuto de los Trabajadores puro y duro, es decir, los derechos residuales establecidos por dicha ley y el salario mínimo interprofesional, que en estos momentos asciende a 645,30 euros mensuales.

Habrá quien piense: ¿A que no se atreven? Pero tal y como están las cosas y dado el desequilibrio de fuerzas que la reforma laboral ha introducido en las relaciones laborales a favor de la patronal, más vale no tentar la bicha. Porque, a lo mejor, en las empresas más grandes, con mayor número de trabajadores y una mayor implantación sindical se lo piensan dos veces. Pero en la pequeña empresa, y en nuestro sector son la inmensa mayoría, a cualquier empresario se le puede ocurrir aplicar condiciones de hace 20 o 30 años, ya que tiene la ley de su parte.

Decíamos que los trabajadores del sector hemos perdido, de hecho, en estos cuatro años 9,1 puntos de poder adquisitivo. Pero es que ahora, la patronal pretende que los perdamos por derecho. Es decir, que esta congelación salarial la quieren imponer como condición para firmar un nuevo convenio. Y no solo eso, también pretenden cargarse el sistema de antigüedad de nuestro convenio, aunque detrás de esto ya llevan décadas, así como introducir una cláusula de descuelgue automático del convenio para cualquier empresa que lo desee, sin garantías, requisitos, ni necesidad de dar explicación alguna.

Como en otros muchos sectores, los empresarios quieren aprovechar la crisis para devaluar nuestros salarios y arrebatarnos el mayor número posible de derechos adquiridos durante décadas, a través de la negociación colectiva.

Detener esta ofensiva antisocial, evitar la fuerte bajada de salarios que pretenden mediante la congelación salarial y la eliminación de la antigüedad, salvar los derechos sociales y laborales que recoge nuestro convenio depende de nosotros y exclusivamente de nosotros. Depende de que seamos capaces de plantar cara a la patronal con la unidad, la firmeza y la determinación de todos los trabajadores del sector.

Los sindicatos que formamos parte de la mesa negociadora estamos convencidos de que solo una movilización contundente, como es la huelga, puede forzar a la patronal a reconsiderar sus posiciones, a negociar y acordar un convenio equilibrado y justo. Entendemos la situación de dificultad de algunas empresas, pero no creemos que la solución sea machacar a los trabajadores. Estamos defendiendo un convenio que sirva tanto a los empresarios, evitando que la desregulación de nuestro sector provoque una situación generalizada de dumping social y laboral, en la que proliferen los empresarios sin escrúpulos, pero que satisfaga también a los trabajadores, garantizando unas condiciones laborales y salariales dignas.

Todavía confiamos en que impere la responsabilidad y el sentido común, porque de lo contrario, forzaremos la negociación con una huelga indefinida a partir del próximo día 28 de mayo. Si no hay negociación, habrá movilización.

ENVÍE SU COMENTARIO
Lo más leído
Los lectores Opinan

¿Cómo ha afectado el coronavirus en tu empresa?
No ha habido ningún cambio y solo piden precaución
Me han suspendido mi contrato
Obligación o fomento del teletrabajo
Prohibición de viajar al extranjero
rrhhdigital-blanco
RRHH Digital
El periódico online de recursos humanos y empleo
Otros periódicos del Grupo Ediciones Digitales Siglo 21
Secciones
Contacto

Aviso Legal
© CopyRight 2016 RRHHDigital