TAMAÑO DE LA LETRA 
Maximizar Fuente Minimizar Fuente
Aprender a parar, propósito de Año Nuevo

No todo eson retos, metas o nuevos proyectos, lo más necesario es aprender a parar, reflexionar y encarar la vida desde la serenidad y confianza, en lugar de la ansiedad y estrés que genera la incertidumbre y que, ponerse tantos objetivos, no va a disolver ni cambiar

POR RRHHDigital, 01:00 - 10 de Enero del 2021
Aprender a parar, propósito de Año Nuevo

La llegada del nuevo año suele traer consigo una lista interminable de propósitos o metas por cumplir. En estos días, se lanzan métodos para cumplir esos objetivos. Sin embargo, tal y como se plantea desde la Escuela de Competencias para la Vida y la Salud, a veces, lo recomendable es no exigirse tanto, ni intentar abarcar tanto. En definitiva, aprender a parar. Ese puede ser el mayor propósito del año.

Sin duda, dejamos atrás un año complicado. Un año para no olvidar y para aprender. 2020 nos ha roto los esquemas a todos. Nos ha sacado de nuestra rutina y de lo que conocíamos como “normal”. Esto ha provocado en nosotros inquietud, inseguridad y frustración. Y es cuando puede aparecer la ansiedad y el estrés. En este contexto y, con la llegada del nuevo año, muchos optan por dejarse llevar, por las ganas de cambiar todo lo que no desean, y toman el camino de la hiperactividad, o, al menos, de la planificación de metas y objetivos. “En ocasiones, esto puede ser una idea equivocada puesto que, muchas veces, necesitamos aprender a parar, reorientar nuestra vida y establecer prioridades. Analizar nuestras experiencias, y encarar desde la serenidad los acontecimientos. Encontrar el equilibrio es comprender cómo las circunstancias nos impactan, tanto en nuestro entorno interno como externo, y también, desarrollar y utilizar nuevos recursos, los que necesitamos para superar dificultades sin perder calidad de vida” comenta Ángela Jordana, directora y fundadora de la Escuela de Competencias para la Vida y la Salud.

Vivimos en una sociedad en la que parece que hay que estar en constante movimiento y “muchas veces, el movimiento correcto se consigue enfocando la situación y la reflexión con una nueva mirada, amplia y calmada. Gracias a esto conseguiremos adaptarnos al cambio, superar los retos y sacudirnos lo que no nos aporta la anhelada peace of mind” comenta Jordana.

“En momentos de cambio, aprender a parar es necesario para hacernos conscientes de nosotros mismos. Darnos cuenta de qué nos hace perder la salud y nos causa malestar interno. Ese es el primer paso para transformar lo que nos sucede y encontrar el sentido para nosotros.”

Para acompañar y facilitar el esfuerzo que supone la adaptación al cambio, la Escuela de Competencias para la Vida y la Salud presenta el curso “Aprender a parar”, en el que el alumno logrará disponer de las herramientas necesarias para aprender a parar y establecer prioridades. Logrará desarrollar una nueva mirada a sí mismo e introducirá los primeros cambios que recrean su salud y mejoran su calidad de vida.

*Si te ha resultado interesante este artículo, te animamos a seguirnos en TWITTER y a suscribirte a nuestra NEWSLETTER DIARIA.

RRHHDigital

ENVÍE SU COMENTARIO
Lo más leído
Los lectores Opinan

¿Cómo está siendo el regreso al trabajo en tu empresa tras el verano?
Volvemos de forma presencial
Volvemos teletrabajando
Sistema mixto: días de teletrabajo y días de oficina
Unos teletrabajan y otros trabajan de forma presencial
rrhhdigital-blanco
RRHH Digital
El periódico online de recursos humanos y empleo
Otros periódicos del Grupo Ediciones Digitales Siglo 21
Secciones
Contacto

Aviso Legal
© CopyRight 2016 RRHHDigital