TAMAÑO DE LA LETRA 
Maximizar Fuente Minimizar Fuente
¿Prohibir los mails entre empleados de una misma oficina para mejorar la productividad?
POR El Economista, 13:15 - 08 de Mayo del 2015
¿Prohibir los mails entre empleados de una misma oficina para mejorar la productividad?
La extrema 'dependencia' de sus bandejas de entrada está haciendo perder productividad a los empleados británicos. El acto de comprobar la entrada de correos electrónicos y gestionarlos se está convirtiendo en un hábito "obsesivo" que ya está repercutiendo negativamente sobre la productividad de los trabajadores, según afirma un experto, que ha propuesto prohibir el envío de mails entre personas que estén en una misma oficina.
Sir Cary Cooper, psicólogo y catedrático de Psicología Organizacional y Salud en la Lancaster University Management School, explica a la BBC que hay una auténtica "epidemia" de comprobación de correo electrónico que está dañando la salud y la productividad de los que la sufren y considera que podría ser el motivo por el cual el rendimiento medio en Reino Unido está por detrás del registrado en otros países.
Más descanso
"La gente que trabaja con sus emails por la noche, en fines de semana y en vacaciones" está perjudicando su bienestar físico y psíquico, asegura el experto en declaraciones recogidas por el diario The Independent. Así las cosas, Cooper pide terminar con la avalancha de correos usualmente innecesarios que, junto con la cultura de largas jornadas laborales, contribuyen a que se produzca una sobrecarga de trabajo. "Deberían instarles a no comprobar mails después del trabajo, cuando lo que deberían hacer es pasar tiempo con sus familiar y volver frescos al día siguiente", asegura el catedrático.
Y, además de ponerle tope al trasiego de mails fuera de la oficina, sir Cary Cooper recomienda limitar también a los mails en horas de trabajo. En este sentido, su propuesta pasa por prohibir los correos entre personas que se encuentren en una misma oficina. Según explica, las empresas deberían impulsar la interacción personal directa y animar a sus empleados a comunicarse cara a cara o por teléfono.
De forma general, sugiere la configuración de un aviso con el que hacer conscientes a los trabajadores del volumen de correos revisado. "Se les podría mandar un mensaje que por ejemplo dijera 'Has accedido a 27 correos hoy' y que les alertara de de lo que están haciendo?, señala el experto, que añade que "la tecnología, en lugar de ser un facilitador, está creando más estrés".
De acuerdo con los últimos datos publicados por la oficina de estadísticas bitánica (la ONS, por sus siglas en inglés), de todos los países que conforman el G7, Reino Unido es el que presenta la segunda tasa de productividad más baja, solo por delante de Japón.

La extrema 'dependencia' de sus bandejas de entrada está haciendo perder productividad a los empleados británicos. El acto de comprobar la entrada de correos electrónicos y gestionarlos se está convirtiendo en un hábito "obsesivo" que ya está repercutiendo negativamente sobre la productividad de los trabajadores, según afirma un experto, que ha propuesto prohibir el envío de mails entre personas que estén en una misma oficina.

Sir Cary Cooper, psicólogo y catedrático de Psicología Organizacional y Salud en la Lancaster University Management School, explica a la BBC que hay una auténtica "epidemia" de comprobación de correo electrónico que está dañando la salud y la productividad de los que la sufren y considera que podría ser el motivo por el cual el rendimiento medio en Reino Unido está por detrás del registrado en otros países.

Más descanso

"La gente que trabaja con sus emails por la noche, en fines de semana y en vacaciones" está perjudicando su bienestar físico y psíquico, asegura el experto en declaraciones recogidas por el diario The Independent. Así las cosas, Cooper pide terminar con la avalancha de correos usualmente innecesarios que, junto con la cultura de largas jornadas laborales, contribuyen a que se produzca una sobrecarga de trabajo. "Deberían instarles a no comprobar mails después del trabajo, cuando lo que deberían hacer es pasar tiempo con sus familiar y volver frescos al día siguiente", asegura el catedrático.

Y, además de ponerle tope al trasiego de mails fuera de la oficina, sir Cary Cooper recomienda limitar también a los mails en horas de trabajo. En este sentido, su propuesta pasa por prohibir los correos entre personas que se encuentren en una misma oficina. Según explica, las empresas deberían impulsar la interacción personal directa y animar a sus empleados a comunicarse cara a cara o por teléfono.

De forma general, sugiere la configuración de un aviso con el que hacer conscientes a los trabajadores del volumen de correos revisado. "Se les podría mandar un mensaje que por ejemplo dijera 'Has accedido a 27 correos hoy' y que les alertara de de lo que están haciendo?, señala el experto, que añade que "la tecnología, en lugar de ser un facilitador, está creando más estrés".

De acuerdo con los últimos datos publicados por la oficina de estadísticas bitánica (la ONS, por sus siglas en inglés), de todos los países que conforman el G7, Reino Unido es el que presenta la segunda tasa de productividad más baja, solo por delante de Japón.

*Si te ha resultado interesante este artículo, te animamos a seguirnos en TWITTER y a suscribirte a nuestra NEWSLETTER DIARIA.

RRHHDigital

ENVÍE SU COMENTARIO
coffee break
Lo más leído
Los lectores Opinan

¿Cuáles creéis que son las claves para la recuperación empresarial en nuestro país?
El ahorro económico
La apuesta por los propósitos sociales y sostenibles
Políticas centradas 100% en los empleados: bienestar, felicidad…
La innovación y la transformación digital
rrhhdigital-blanco
RRHH Digital
El periódico online de recursos humanos y empleo
Otros periódicos del Grupo Ediciones Digitales Siglo 21
Secciones
Contacto

Aviso Legal
© CopyRight 2022 RRHHDigital