TAMAÑO DE LA LETRA 
Maximizar Fuente Minimizar Fuente
HR Hybrid Forum
Emilio Márquez - Fundador de Networking Activo
Buscar y encontrar trabajo gracias a las redes sociales
POR Emilio Márquez - Fundador de Networking Activo, 00:05 - 14 de Julio del 2009
Buscar y encontrar trabajo gracias a las redes sociales

Portales de empleo en internet, headhunters y ETTs empiezan a mirar de reojo a un nuevo competidor directo en el mercado de la búsqueda de trabajo: las redes sociales virtuales. Desde las comunidades profesionales de orientación anglosajona como Linkedin (con 34 millones de usuarios en todo el mundo), pasando por Xing, el líder europeo de las redes sociales profesionales a la popular Facebook (con más de 200 millones de usuarios), cualquier escaparate online es bueno para dejarse ver por los responsables de los procesos de selección. Se estima que una de cada dos contrataciones realizadas en los últimos años se ha gestionado a través de internet.

Con la crisis y la oleada de despidos, el fenómeno ha ido a más. Como lugar privilegiado para mantener el contacto con amigos y conocidos, los usuarios de las redes sociales utilizan estos espacios para publicitar sus perfiles profesionales, mantener vivas las relaciones con sus contactos y estar al tanto de cualquier oportunidad de trabajo que surja.

Sin embargo, el primer paso para ser efectivo en la búsqueda de empleo a través de internet es diferenciar muy bien las redes sociales profesionales de las puramente personales. Las primeras, en las que exponemos nuestros currículos, logros profesionales, proyectos e intereses laborales, son muy utilizadas por los cazatalentos y empresas de contratación para encontrar profesionales que encajen en determinados perfiles. Por parte del candidato, más que una búsqueda activa de empleo se trata de “dejarse ver” y de alimentar las conexiones con su red de contactos. El perfil profesional deberá estar siempre actualizado, ser realista e incluir referencias que puedan avalar nuestra candidatura.

En cuanto a las segundas, las redes sociales de carácter personal o generalista cómo Facebook, su utilidad en la búsqueda de empleo es en principio más reducida, aunque su efectividad es más alta: puesto que se trata de contactos verdaderamente personales, cualquier solicitud de ayuda tras un despido o para un cambio de trabajo será atendida más directamente y con mayor grado de implicación que en una red profesional. Eso sí, los contenidos que los usuarios introducen en sus perfiles pueden no encajar demasiado bien con lo que demanda una empresa. Los detalles sobre las juergas nocturnas o nuestras inclinaciones políticas pueden cerrarnos puertas, mientras que los éxitos académicos, familiares o deportivos quizás sean un punto a favor en determinados casos. Nuestra identidad virtual es, al fin y al cabo, el reflejo de nuestra identidad real, y en el equilibrio perfecto entre lo que se muestra y lo que se oculta estará siempre la clave del éxito. 

Estos son algunos consejos prácticos para conseguir un trabajo a través de una red social:

  1. Elige la red que mejor se adapte a tus intereses y vuélcate en ella. Entre la multitud de redes sociales y profesionales, escoge aquella que se ajuste mejor a tus  expectativas –es recomendable que no sean demasiadas, para no dispersar esfuerzos- y dedica algo de tiempo a mantener actualizado tu perfil, colaborar con otros usuarios, participar en las actividades que se organicen desde la red, consigue recomendaciones por tu actividad profesional, etc.
  2. Mantén al día tu perfil. Éste es uno de los aspectos más importantes. De nada sirve tener colgado un perfil desactualizado o en el que sea imposible seguir el rastro de tus inquietudes, proyectos, aptitudes e iniciativas.
  3. ¡Cuidado con las fotos!: Diferencia siempre una red social de ocio de una red profesional. Las fotos haciendo topless en la playa lógicamente deberías reservarlas para la red personal e incluso éstas sólo permitirlas para el ámbito de contactos de mayor confianza, ya que tu propio jefe o el departamento de recursos humanos podría llevarse una impresión poco seria de ti. Cada vez más empresas, antes de contratar a un empleado, navegan en las redes para comprobar los perfiles y las fotos. Para evitar sorpresas desagradables, es aconsejable que revises tu configuración de privacidad e impongas las restricciones que consideres oportunas según los grupos de contactos.
  4. ¡Cuidado con las faltas de ortografía!: Pueden echar por tierra el mejor de los currículums y estropean los perfiles de las Redes Sociales Profesionales. 
  5. Involúcrate y cultiva tus contactos.  Es tan importante construir tu red como mantenerla a lo largo del tiempo. Participa activamente en las iniciativas que surjan en el seno de la comunidad. Atrévete a participar, a responder a tiempo y a ayudar a quien lo necesite. Como en todo, existe una escala de prioridades: los contactos de tu entorno directo son los más importantes, puesto que es de ese entorno de donde surgirán las mejores oportunidades. Se calcula que 8 de cada 10 contratos que se realizan en una empresa están avalados por alguien de dentro de la organización.
  6. Sé sincero en la presentación de tus datos. En el mismo instante en que falseas los datos, la red pierde su objetivo y razón de ser. Incluye una fotografía de perfil lo más actualizada posible y que “hable bien” de ti. Inventar trabajos o compañeros que nunca tuviste no te llevará por buen camino.
  7. Guarda unas normas de etiqueta básicas. No todos los contactos son iguales, pero todos son importantes. Siempre hay que ayudar al que venga de fuera y no perder de vista que, aunque un contacto puede que no sea muy importante a día de hoy, quizás pueda ser clave mañana. Eso sí, hay que ser muy cuidadoso y realista en el uso de las redes sociales profesionales: no podemos molestar porque sí a un contacto de un conocido nuestro, enviar compulsivamente mensajes a muchas personas a la vez o comunicarnos con el presidente de la compañía cuando podemos hablar perfectamente con el secretario.
  8. No agrupes contactos profesionales sin criterio. El conseguir un mejor empleo profesional no es una competición por conseguir contactos como si se tratara de coleccionar cromos. No te dejes llevar por ese deseo irrefrenable de hacer crecer sin control tu red. Ellos también te lo agradecerán.
  9. Para los universitarios que estén terminando la carrera, usar las redes sociales profesionales es la mejor forma de conocer y acceder a los responsables de recursos humanos de las mejores empresas. Además, los universitarios descubrirán en las redes profesionales por dónde y cómo se mueven los directivos y profesionales de cualquier sector, lo que les permitirá orientar mejor su futura carrera y no dar palos de ciego.
  10. No olvides el cara a cara. Para superar las barreras de confianza que se levantan en internet, siempre que te sea posible es muy recomendable que conozcas en persona a tus contactos. Para esto, las jornadas offline profesionales que se organicen a través de la red son fundamentales, y más si éstas corresponden a tu sector profesional.

 

ENVÍE SU COMENTARIO
Lo más leído
Los lectores Opinan

¿Cómo está siendo el regreso al trabajo en tu empresa tras el verano?
Volvemos de forma presencial
Volvemos teletrabajando
Sistema mixto: días de teletrabajo y días de oficina
Unos teletrabajan y otros trabajan de forma presencial
rrhhdigital-blanco
RRHH Digital
El periódico online de recursos humanos y empleo
Otros periódicos del Grupo Ediciones Digitales Siglo 21
Secciones
Contacto

Aviso Legal
© CopyRight 2016 RRHHDigital